Mediador laboral en Pamplona

Portada asesoría laboral Navarra

¿De qué se encarga un mediador laboral en Pamplona? En España, se trata de una figura cada vez más demandada por las empresas. Su función es mediar en la resolución de los problemas que puedan presentarse entre trabajadores. Los conflictos forman parte de las relaciones humanas, por lo cual es importante contar con mecanismos de resolución de conflictos que impidan el buen funcionamiento de la compañía.

Servicios de mediador laboral en Pamplona

En este caso, lo más importante es que las personas involucradas alcancen un acuerdo a través del mediador. La solución no debe ser impuesta por este en ningún caso, ya que solo se trata de un intermediario entre las partes que se encarga de facilitar la negociación. Esta es la característica que diferencia al mediador de los tribunales, donde quien toma la decisión es una figura externa al conflicto en lugar de provenir dicha solución de las partes involucradas.

 

Lo más importante de este modelo es evitar recurrir a procesos judiciales costosos y engorrosos. Para conseguirlo, una asesoría laboral en Navarra planifica una reunión con las partes involucradas en el conflicto con la finalidad de lograr un acercamiento en las posturas de ambas. De esta forma, gracias a la presencia de la figura del mediador, las partes pueden llegar a una solución sin que el mediador interfiera demasiado.

Características de la mediación laboral de una gestoría en Pamplona

La mediación es un proceso que consiste en una serie de sencillas pautas. Lo básico en este proceso es que las partes involucradas deseen voluntariamente dar resolución al conflicto a través de esta vía. Especialmente, deben estar dispuestos a escuchar opiniones diferentes a las propias de cara a lograr un acuerdo que satisfaga a todos los involucrados.

 

Los principales elementos son los siguientes:

Voluntariedad

 

Los involucrados en el problema son quienes se encargarán de decidir libremente si tomarán parte en el proceso de mediación. Las partes serán también libres de abandonar el proceso en el momento en que así lo decidan.

 

El papel del mediador también se ejerce de forma voluntaria, pudiendo este detener su función en el momento en que lo considere oportuno. Las razones del mediador para detener el proceso de resolución del conflicto pueden ser variadas. Por ejemplo: que no se aprecie avance en las negociaciones, la imposibilidad de llegar a un punto medio de acuerdo o que aprecie que una de las partes está utilizando el proceso con mala fe.

Cross Consulting: asesoría laboral en Navarra

Confidencialidad

 

Todo el proceso de mediación debe permanecer en un espacio privado. Esta característica debe quedar reflejada por escrito antes de que la gestoría en Pamplona de inicio al proceso y debe permanecer vigente durante todo el tiempo que duren las conversaciones. Este particular está establecido en la Ley 5/2012, relativa a la mediación de asuntos civiles y mercantiles. Por tanto, ni el mediador ni ninguna de las partes tienen autorización para violar la confidencialidad del proceso.

Flexibilidad

 

Las conversaciones no deben enmarcarse dentro de sistemas rígidos, sino que deben adaptarse a las partes, tomando en cuenta sus necesidades. Esto, sin duda, abre múltiples posibilidades para debatir el tema en cuestión dentro de un marco de respeto y adaptabilidad.

 

Agilidad

 

Este proceso ha de ser una vía rápida para alcanzar la resolución del conflicto. Cualquier discrepancia debe ser resuelta en un plazo de pocas semanas o meses.

 

Las sesiones suelen tener duraciones de una hora y media, aproximadamente. Es evidente que cada asunto requerirá un número distinto de sesiones, pero es importante que el proceso no se alargue demasiado.

INFÓRMATE SIN COMPROMISO

    He leído y acepto la Política de Protección de datos

    Bajo costo económico

     

    Uno de los problemas de la vía judicial que se intenta evitar es su elevado costo. En este caso, hablamos de un precio muy inferior, el cual suele ser abonado por cada participante a partes iguales, aunque, en algunos casos, puede acordarse algo diferente.

     

    Si detectamos algún conflicto laboral, siempre se puede recurrir a los servicios de un mediador laboral en Pamplona que nos ayude en su resolución. Por ello, invitamos a los autónomos y las pymes a contactar con nuestro servicio de asesoría en Pamplona, pues un equipo de profesionales les ayudará de forma efectiva en la resolución de sus conflictos.